esnlenfrdeitpl

En la homilía de la Misa, que inició a la 5:30 p.m., el Papa dijo acerca del Evangelio del día (Juan 15,9-17), que “permanecer en el amor del señor es hacer aquello que Jesús hizo por nosotros: él dio la vida por nosotros, se puso al servicio de nosotros. Permanecer en el amor es ponerse al servicio de los demás”.

“El amor siempre es amor por los demás, porque el amor se muestra en las obras, no en las palabras. Pero el amor es algo concreto”, recordó.

Como ejemplo de ese amor, el Santo Padre dijo que la “Casa de la Alegría” bien podría llamarse la “Casa del amor”, porque allí se " trabaja duro por cuidar, por los demás

Luego de concluida la Misa, antes de regresar al Vaticano, el Papa se despidió de los fieles reunidos en la plaza del barrio, quienes celebraban su llegada frente a una pantalla gigante instalada para la ocasión.

También estuvo presente el Arzobispo de Manila y Presidente de Caritas Internationalis, Cardenal Luis Antonio Tagle, quien apoyó la creación del hogar para huérfanos discapacitados.

Inmediatamente después, el Pontífice respondió las preguntas de un padre, de un joven, un adolescente y un niño. Luego visitó enfermos, ancianos, niños discapacitados y trabajadores sociales.