esnlenfrdeitpl

El arzobispo católico de Estrasburgo, Luc Ravel, ha puesto el foco sobre el problema demográfico que atraviesa Francia y ha advertido que, mientras los musulmanes tienen un gran número de hijos, entre los nativos franceses se ha dejado de procrear y se ha extendido la promoción del aborto.

La Gaceta.- Luc Ravel ha criticado duramente a los líderes de la Iglesia en Francia, todos ellos cómplices del silencio mediático y de la corrección política en temas relacionados con la inmigración masiva y los cambios demográficos que atraviesa el país.

Ha advertido que con la creciente tasa de natalidad entre la población musulmana en Francia, las predicciones del escritor Renaud Camus y su término el ‘gran reemplazo’ están tornándose en realidad, tal y como recoge el diario Breitbart.

‘’Los musulmanes son conscientes de su alta tasa de natalidad... la llaman el ‘gran reemplazo’. Te dicen de manera sosegada, de manera positiva que ‘’algún día todo esto será nuestro’’, ha asegurado.

¿Qué es el ‘gran reemplazo’?

El concepto fue acuñado en 2010 por el escritor Renaud Camus en un discurso y que más tarde desgranó en un libro que escribió bajo el mismo título.

Su teoría es la siguiente: El ‘gran reemplazo’ es el cambio de una sociedad, a menudo por culpa de la inmigración masiva, durante pocas generaciones en las que los nombres de los lugares se conservan pero la gente que los habita y sus valores mutan por completo.

El escritor ha asegurado que las actuales políticas migratorias de Bruselas han provocado la mayor modificación de los ciudadanos y sus valores desde las invasiones bárbaras durante el Siglo III, que llevaron al colapso del Imperio Romano de Occidente.

En los últimos años, el término se ha introducido en los debates políticos. Mientras ciertas formaciones denuncian que todo lo que ha descrito Camus se está cumpliendo otras prefieren reducirlo todo a una discurso islamófobo.

Robert Ménard, que ejerce como regidor en Béziers, fue condenado el pasado mes de abril a pagar una multa de 2.000 euros por los comentarios que hizo en Twitter en septiembre de 2016.

El alcalde, de un partido independiente que gobierna gracias al Frente Nacional, explicó pocos días después su mensaje en la televisión LCI: ‘’En una clase de una escuela de mi ciudad, el 91% de los alumnos son musulmanes. Obviamente esto es un problema. La tolerancia tiene límites’’.